Día de perros

15 Sep

En lo que va de año ya han muerto dos niños a causa de mordeduras de perros. Hace pocas semanas una mujer sufrió graves heridas por el ataque de un Rottweiler en Cataluña que le dejó en coma y secuelas irreversibles. Hasta el mes de junio se han producido, que se sepa, diez ataques con heridos graves de estos animales que supuestamente son el mejor amigo del hombre.

No es difícil ver por las calles de Madrid a muchos desaprensivos paseando con estos perros de razas tan cariñosas como Pitbull, Bulldog, Doberman o Rottweiler, sin el obligatorio bozal por las calles. Curiosamente, el perfil de dueño que pasea de esta guisa con los perros no suele ser el de una amable ancianita o una hermanita de la Caridad, suele responder, más bien al perfil de matón de barrio que, no se compra esta clase de perros para colaborar en misiones humanitarias, y que no duda en sacar a los peligrosos cánidos, por parques donde niños pequeños juegan tranquilamente. Lo peor de todo es que he llegado a ver a estos insensatos por el Retiro y en otras vías públicas delante de la Policía sin su respectivo bozal, sin que los funcionarios públicos movieran un dedo para amonestar al infractor. 

A pesar de haberse endurecido los requisitos para adquirir este tipo de perros de razas peligrosas, recientemente, en un reportaje televisivo se demostraba lo fácil que era saltarse la legalidad y comprar este tipo de animales de forma clandestina por Internet o en las propias tiendas de mascotas. 

Los dueños de estos cariñosos perritos -al igual que gran parte de los que tienen cualquier tipo de perro- suelen esgrimir que son inofensivos y que su mascota es muy buena, pero a las pruebas me remito -de los tres muertos en el último año los tres han sido niños de la propia familia del dueño-, los hechos demuestran que muchos de estos animales son un peligro, como así reconocen las leyes dictadas al respecto y los propios expertos. Si estas personas buscan una animal de compañía bien podían comprarse un caniche o un perrito de los conocidos como ‘falderos’, porque, mucho me temo, que las personas que elijen estos perros peligrosos, al igual que dijo Ortega y Gasset de los que eligen su pareja, hacen su confesión más intima y dejan ver rasgos de su propia personalidad y, seguramente, de pacíficos tienen poco.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: